10 cosas que debes saber antes de usar tampones

10 cosas que debes saber antes de usar tampones

noheusadotampones

Los tampones son una opción muy cómoda para mantenerte protegida durante tu periodo, por eso a continuación de te damos un pequeño resumen de los aspectos básicos que necesitas conocer sobre ellos si estás considerando usarlos.

  1. La diferencia principal con las toallas femeninas es que van colocados dentro de tu Zona V y absorben el flujo desde el interior de tu cuerpo. Aquí te compartimos una guía súper sencilla con un paso a paso de su colocación.
  2. Y como van colocados dentro de tu Zona V, te dan más libertad de movimiento y evitan que el flujo haga contacto con el exterior de tu cuerpo, lo que los hace ideales para realizar actividades físicas y acuáticas.
  3. Al igual que las toallas femeninas, los tampones tienen diferentes niveles de absorción. Es importante que identifiques el más adecuado para ti.
  4. Incluso es recomendable que alternes distintos niveles de absorción según la etapa de tu periodo en la que te encuentres, ya que el flujo suele ser más abundante en los primeros días y más ligero en los últimos.
  5. Los tampones Saba cuentan con un aplicador de plástico, que hace más sencillo colocarlos y es ideal cuando comienzas a usarlos.
  6. Al igual que las toallas femeninas, la única función de los tampones es absorber el flujo durante tu periodo. Usarlos en algún otro momento (fuera de estos días) puede provocar resequedad en tu Zona V y alterar su pH. Para el flujo que puedes tener en otros días de tu ciclo, lo recomendable es usar protectores diarios.
  7. No existe una edad adecuada para el uso de tampones, los puedes usar independientemente de cuántos años tengas, pues, como mencionamos en el punto anterior, su única función es absorber el flujo durante tu periodo. No tienen impacto en ningún otro proceso de tu cuerpo.
  8. El uso de tampones por sí sólo no provoca infecciones en tu Zona V, sólo recuerda que su uso debe ser cuidadoso e higiénico.
  9. Cada tampón tiene un cordón que sobresale de tu Zona V y te ayuda a retirarlo, sólo tienes que jalarlo en el mismo ángulo que colocaste el tampón. Es importante que al hacerlo te relajes, pues si estás tensa tus músculos se contraen y esto puede dificultar la extracción del tampón.
  10. Al colocarlos correctamente e identificar el nivel de absorción más adecuado, es prácticamente imposible que tengas algún accidente. Pero si tienes un poquito de inseguridad, también puedes usar protectores diarios en tu ropa interior.

También es probable que hayas escuchado cosas como que usar un tampón te quita la virginidad, que se pueden salir al moverte o que se puede perder dentro de tu cuerpo, aquí te compartimos un poquito más de información sobre estos mitos.

Recuerda que usarlos es una decisión muy personal y lo más importante es que te sientas cómoda.

Pregúntale a la Experta