Un tampón es una estructura cilíndrica que, al igual que una toalla femenina, tiene como función absorber el flujo menstrual durante tu periodo.

Los Saba® Tampones son súper cómodos y fáciles de utilizar.

Al colocarse dentro de tu Zona V, la absorción se produce antes de que haga contacto con el exterior. Esto tiene muchos beneficios como:

Hacerte sentir más cómoda para usar tu ropa favorita.

Darte mayor seguridad al moverte, por ejemplo, cuando haces ejercicio.

Ofrecerte la protección que necesitas en todo momento

Poder realizar actividades que creías imposibles durante tu periodo, por ejemplo, nadar.

Se pueden usar para cualquier tipo de flujo menstrual.

Lava muy bien tus manos.

Siéntate con las piernas abiertas o párate con un pie sobre la tapa del baño.

Abre la bolsita individual y saca el tampón con aplicador.

Si el tampón tiene aplicador largo sigue con el paso 5, so no lo es jala con cuidado el tubo interno hacia abajo, hasta que escuches un clic.

Separa los labios de tu Zona V e inserta el aplicador por la punta redondeada (inclinándolo ligeramente) y empújalo con suavidad.

Puedes sujetar la base del tubo rosa, con tu pulgar y tu dedo medio.

Cuando tres cuartas partes del aplicador se encuantren dentro o tus dedos tengan contacto con tu cuerpo, empuja su tubo interno con tu dedo índice.

Retira el aplicador dejando el hilo fuera de tu cuerpo.

Si sientes alguna molestia, el tampón tal vez no quedo bien colocado, te recomendamos sacarlo e intentarlo otra vez con uno nuevo.

Desecha el aplicador, lava nuevamente tus manos ¡y listo!

Recuerda cambiarlo cada 4 a 6 horas y nunca dejarlo más de 8 horas.

Lava muy bien tus manos.

Ponte en una posición comoda y relájate.

Jala el hilo que quedo fuera de tu cuerpo para extraer el tampón

Recuerda cambiarlo cada 4 a 6 horas, y nunca dejarlo más de 8 horas.

Tip: es más fácil retirar un tampón cuando está completamente saturado, si te llega a costar trabajo retirarlo probablemente no est&eactue; saturado aún

Si tienes alguna molestia consulta a tu médico.

¿Te quitan la virginidad?

¡NO PARA NADA! el uso de un tampón no pone en riesgo tu virginidad, la virginidad se pierde una vez que tienes relaciones sexuales.

¿Se pueden perder en el cuerpo?

Jamás. La cavidad de la Zona V está unida al útero por el cérvix, una entrada tan pequeña que no deja que el tampón pase más all´.

¿Son dañinos?

No. Por sí solos no te causan infecciones. Pero es importante tener una buena higiene y usarlos correctamente, cambiándolos cada 4 horas y dejarlos máximo 6 horas.

¿Detienen el flujo menstrual?

Para nada. Los tampones no interfieren con tu periodo. Más bien absorben el flujo desde el interior de tu Zona V, protegiéndote y haciéndote sentir cómoda en todo momento.

¿Se pueden salir con el esfuerzo?

No. Cuando se coloca correctamente, las paredes interiores de tu Zona V ejercen una presión sobre el tampón que lo mantiene en su lugar.

¿Só los pueden usar las chicas más grandes?

No. Como su única función es absorber el flujo durante el periodo, pueden ser usados a cualquier edad.

  1. ¿Qué es un tampón?



    Los Saba® Tampones son súper cómodos y fáciles de utilizar.


    Un tampón es una estructura cilíndrica que, al igual que una toalla femenina, tiene como función absorber el flujo menstrual durante tu periodo.


    Al colocarse dentro de tu Zona V, la absorción se produce antes de que haga contacto con el exterior. Esto tiene muchos beneficios como:


    Hacerte sentir más cómoda para usar tu ropa favorita.


    Darte mayor seguridad al moverte, por ejemplo, cuando haces ejercicio.


    Ofrecerte la protección que necesitas en todo momento


    Poder realizar actividades que creías imposibles durante tu periodo, por ejemplo, nadar.


    Se pueden usar para cualquier tipo de flujo menstrual.

  2. ¿Cómo me pongo un tampón?

  3. ¿Cómo me quito un tampón?

  4. Mitos

  5. Mitos

Pregúntale a la Experta